¿Cómo funciona la ley de divorcio en Carolina del Norte?

El proceso de divorcio en Carolina del Norte funciona como en cualquier otro estado estadounidense. Un divorcio puede darse por el hecho de que algunos de los conyugues quiera divorciarse, lo que se conoce como divorcio absoluto. También es conocido en Carolina del Norte como estado sin culpa.

Se hace necesario recordar que cada estado tiene facultad para llevar a cabo ciertos procesos, es decir, las leyes de divorcio varían conforme al lugar. Básicamente cuando se inicia un proceso de divorcio se deben cumplir los pasos, requisitos establecidos en la normativa del respectivo estado donde ocurrirá el divorcio.

Solo hay que conocer bien el proceso para ello se recomienda buscar asesoría con un abogado amigo o contratar uno particular. Si deseas conocer con detalles el tema continúa leyendo y podrás despejar las dudas existentes.

ley de divorcio en Carolina del Norte

Proceso de divorcio en Carolina del Norte

Para dar inicio al proceso de divorcio en Carolina del Norte primero que nada hay que cumplir con los requisitos de residencia del estado. Seguidamente, se fija la razón legalmente válida para llevar a cabo el fin del matrimonio.

Se debe llenar la solicitud de divorcio y presentarle copias de esos documentos al esposo (a).

En caso de no estar de acuerdo en algún término fijado en la solicitud, este debe llevar su propia petición, el proceso toma otro camino. Llamado divorcio disputado, pero si todo sigue su curso se lleva a cabo un divorcio no disputado.

Ante situaciones como estas es recomendable consultar un abogado para que indique la parte legal a seguir para que el divorcio se procese y finalice. Si existen propiedades se deben dividir en partes iguales o en caso de menores hay varios puntos que precisar para firmar y finiquitar el divorcio.

Requisitos para divorciarse en Carolina del Norte 2022

Primeramente los únicos requisitos indispensables es que las partes hayan tenido un matrimonio válido, sin importar el lugar donde se casaron.

Seguidamente, que la pareja se haya separado hace un año o mucho más.

En tercer lugar, por lo menos uno de los dos conyugues sea residente de Carolina del Norte durante un período de seis o más meses. Esto debe cumplirse estrictamente para poder solicitar el divorcio en Carolina del Norte.

Requisitos para divorciarse

Causas que provocan un divorcio en Carolina del Norte

La razón que da pie a un divorcio es conocida como causal de divorcio. En Carolina del Norte, el llamado divorcio absoluto no es ineludible comprobar que uno de los dos es responsable del divorcio.

Por ello, existen dos razones o causales que son:

  • La separación de la pareja por un año.
  • La demencia que no tiene cura de uno de los dos conyugues y vivir separados y por un periodo de 3 años consecutivos. Esos años incluyen el lapso de la solicitud de divorcio.

Tomando la causal de un año de separación, para conseguir el divorcio, es necesario haber vivido separado y distanciado durante 12 meses. Además, al menos uno de los dos debió pensar en seguir separado y distanciado. No es necesario solicitar una separación legal para iniciar el lapso de un año.

Causas que provocan un divorcio

Ley de divorcio en Carolina del Norte por infidelidad

La infidelidad es una de las razones que mayormente llevan a una pareja a divorciarse. Es posible que la infidelidad como tal no afecte ciertas situaciones: custodia de menores, división de los bienes conyugales o asignación de la pensión alimentaria. Pero, dichas situaciones pueden influir significativamente en el resultado del divorcio definitivo.

Sin embargo, Carolina del Norte es uno de los estados que el proceso de divorcio se puede solicitar sin mostrar alguna razón especial. Basta con solicitar al tribunal que lo haga simplemente porque la relación no tiene remedio, siendo imposible una reconciliación entre ambas partes.

Ley de divorcio en Carolina del Norte

¿Qué es un divorcio de cama y vivienda en Carolina del Norte?

El divorcio de cama y vivienda suele ser bastante parecido a una separación legal, es una manera de proteger sus derechos o asegurar una manutención conyugal. Aunque, también sirve para el caso de menores mientras se da el divorcio definitivo, más no finiquita el divorcio.

Esta acción se basa en culpa, presentada por uno de los conyugues perjudicado esperando la orden de la corte que el otro abandone el hogar.

Las razones o causales por culpa son:

  • Abandono del hogar.
  • Con mala intención haberlo sacado del hogar
  • Abuso físico que ponga en riesgo su vida
  • Mal trato emocional
  • Vicios al punto de no tolerar convivir con el otro
  • Adulterio

El proceso de divorcio suele ser de distintas maneras hasta podría decirse que son personales, cada pareja tiene una razón de divorcio que lo define. Estas se determinan de acuerdo a como manejen la situación los conyugues y las alternativas que vayan seleccionando a lo largo del proceso.

Es difícil que ocurra un divorcio donde ambos conyugues están de acuerdo, aunque hay excepciones. Para ello los abogados son expertos en tratar de conciliar antes de continuar los pasos y alcanzar el divorcio con éxito.

¿Puedes dar una opinión sobre el tema comentado anteriormente?

divorcio de cama y vivienda

Compartir Artículo
POSTS RELACIONADOS
TE PUEDE INTERESAR

Deja un comentario